Primavera, libros y otros juegos de palabras

Llega el buen tiempo, la música en la calle y con ello, admitámoslo, te apetece leer. Es rara la ciudad en la que estos días no te topas con algún puesto de libros, o con algún escritor firmando ejemplares. Puede que por esta u otra razón, el caso es que ayer se presentó el cartel de la Feria del Libro de Madrid, que se celebra en el Parque del Retiro del 27 de mayo al 12 de junio. Una vez más, el diseño acompaña a la función en dicho cartel. Este año, una escalera, metáfora de la huida de la realidad del paro, de los problemas y recortes, o quién sabe, del descenso a los infiernos..

Bien suba o baje, este año es más importante que nunca echar un vistazo a la Feria. Yo siempre hago una apuesta por un autor, da igual quién, no tiene por qué ser un superventas, será imposible que gane…(la sombra de los Gala, Cerca y Grandes es abultada). Aún así, yo ya tengo mi apuesta. Contra la crisis y el aburrimiento, George Perec. Seguro que le conoces, y si no, ya estás tardando. Un todoterreno francés, peculiar no digo que no, pero que no voy a dejar de recomendarte. Si tienes suerte y te cruzas con él, please, salúdale y llévatelo a casa como un tesoro, no te defraudará.

Para los escépticos cuatro pinceladas que pueden hacer decantar su opción:

1. Padre que muere en la II Guerra Mundial y Madre perseguida por los nazis y asesinada en campos de concentración, Auschwitz.

2. Él, Perec, sociólogo e historiador de la U. de la Sorbona (su primer trabajo es archivero en el Centro de Investigación de Neurofisiología).

3. Con su primera novela, Las cosas, gana el premio Renaudot. Y al poco tiempo, se une al Grupo Oulipo (Ouvroir de littérature potentielle, una suerte de taller de literatura potencial, o de cómo ser un auténtico friki de los juegos de palabras), fundado por Raymond Queneau.

4. Hombre polifacético que en los sesenta se pone a trabajar en radioteatro, y luego en cine, con la película Un Homme qui dort…con la que gana el Premio Jean Vigo. La vida también le da para liarse con crucigramas y palíndromos, de su propia cosecha.

Y ojo, que no voy descalzo, mi admirado Bolaño llega a decir de él, que es “el novelista más grande de la segunda mitad del s.XX”.

Admitámoslo, hay que leer, tampoco en crisis se puede vivir del cuento.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s