Quién soy

Quién soy

Este espacio surge como excusa para hablar de muchas cosas alrededor de la comunicación, la esfera pública y el deporte. Un espacio para proyectar líneas y puntos en común con las diferentes perspectivas y campos, la literatura, la pintura, el deporte, la música, el teatro, el cine y otras artes, con el mundo de las historias y los relatos. Un baúl de reseñas, curiosidades y pinceles sobre los artesanos desde distintas paletas. Y sobre todo una excusa para reivindicar el gusto por los conceptos frente a la producción en serie.

Aquí van dos o tres brochazos…

Empiezo donde estoy de casualidad, como todos. En mi caso, de operador cámara en un plató de televisión tras cursar estudios de televisión y cine. Nada nuevo, y nada que envidiar de no ser por la posibilidad de conocer en persona a un brillante grupo de técnicos, operadores de cámara y realizadores. Esa experiencia en televisión, en la cabina de montaje, en el plató de rodaje, en el encuadre del plano, resulta ser una experiencia increíble que ahora, muchos años después, suelo recordar.

En realidad no sé muy bien por qué lo dejo. Probablemente porque siempre me ha fascinado la comunicación, y la capacidad para contar cosas. Sólo así me lo explico. He estudiado publicidad, pero me tiran más las relaciones públicas; fui operador de cámara pero me gusta más encuadrar noticias; veo la tele pero me apasiona el teatro, la actuación, el guión. Y supongo que aquellas grabaciones interminables, aquellos travelling y piruetas terminan por alejarme de la pantalla y acercarme al actor y al escenario…al y la política.

Sólo así se explica que dedique un año en cuerpo y mente a la dirección de actores, al guión y a la representación. Iñaki Aierra (hermano de la directora Helena Taberna), mi maestro y el de todos los que acuden a sus clases, fue todo lo que se espera de un actor director, que sea cercano y sabio en sus indicaciones. Mi paso por allí fue trepidante, aunque nunca me llego a considerar un actor, sino más bien un aspirante. De aquello me queda la afición por la interpretación, la experiencia de los nervios y el miedo escénico casi superado… Además, de por supuesto el buen recuerdo y mejores charlas con Iñaki, un gran tipo de la escena. Ahora que lo recuerdo, también un Mondance de Van Morrison de su estudio.

En 2004, antes de acabar la carrera conozco a una gran amiga, María José Canel, quien me invita a participar en una investigación de la Complutense que tiene por objeto analizar la campaña electoral que se está desarrollando en aquel momento. Tirando de memoria (y que el investigador principal me corrija) creo recordar que el tema es no sólo saber qué temas están fijando la dichosa agenda de los medios, sino qué actores políticos están acaparando más los focos, y qué brillo le están sacando. Un 11 de marzo de ese mismo año cambia la historia, y con ella la investigación, y me sumerjo del todo en ella. De esta manera entro en aquel interesante grupo de investigación encabezado por Ubaldo Cuesta. Juntos hemos trabajado en no pocos proyectos, casi todos ellos relacionados con la comunicación, la psicología, la política, los medios, etc. El resultado hasta la fecha ha sido un acierto, y no únicamente por los artículos, viajes y congresos en los que he podido participar en estos años, sino por la posibilidad de realizar una tesis sobre comunicación política centrada en la capacidad de activar discursos políticos por parte de políticos y medios de comunicación. Si tenéis un “ratito” la podéis leer del tirón.

Tras aquello, como dice la canción “un cine y un par de conciertos”.. Uno de ellos dentro del Gabinete de Política Social y Consumo del Ministerio del Gobierno de España. Una gran aventura con motivo de la presidencia española de la Unión Europea de 2010, de la que guardo buenas amistades y colegas, y sobre todo, un recuerdo de lo que significa trabajar contrarreloj para coordinar equipos, redactar discursos cada día y preparar la puesta en escena del mensaje. Todos los elementos del drama al servicio de la política esta vez: guión, actores, escena, conflicto, etc.

En los últimos meses colaboro modestamente en varios proyectos en torno a la comunicación y los asuntos públicos, bien a nivel institucional como es el caso de ACOP Asociación de Comunicación Política, como de consultoría, como es Comunicar es Ganar, una consultora de comunicación para deportistas de elite. Ambos proyectos me permiten tener un pie en la profesión y en la realidad. El otro, lo tengo con cariño en la universidad, donde imparto asignaturas relacionadas con la publicidad, la reputación, la imagen y la esfera pública.

Si no te haces una idea y prefieres verlo aquí (PDF) te dejo una versión lo más actual posible, aunque ya sabes cómo son estas cosas, que se desactualizan con sólo mirarlas.

Si quieres hablar conmigo ponte en contacto escribiendo a este correo.

Estaré encantado de responderte.

Por cierto, estamos en twitter: @gurrionero. Pasa y nos tomamos un café

Mario G. Gurrionero

Anuncios